Las nuevas reglas del estilo personal

Este año quiero que te sientas libre de usar lo que se te pegue la gana, y lo digo en el mejor de los sentidos. Las reglas de estilismo nos ayudan a lograr mostrar una imagen deseada, pero no porque un estilista famoso o una celebridad dicte estas reglas estamos obligados a seguirlas. ¿Por qué limitarnos?

Las nuevas reglas del estilo personal

Así que te propongo mis nuevas reglas de estilismo personal, que voy a poner en práctica este año para tener un estilo más definido, y sentirme más “yo”.

Más calidad, menor cantidad

Entre más grande me hago, más siento que vale la pena invertir en prendas de mayor calidad, que me duren por varios años y que luzcan más finas o costosas. Antes optaba por comprar volumen, para no lucir igual ningún día; ahora opto por menos prendas, pero que se encuentran en mejor estado por más tiempo, y me hacen lucir más polished. Para combatir la sensación de “siempre uso lo mismo”, trato de combinar mi clóset entre sí, buscando una prenda que no me haya puesto antes junto con otra.

No más ropa en malas condiciones

La ropa percudida, con señales de maltrato o desgaste intenso te hace lucir menos alineada, no más casual, un malentendido muy popular. Si algo está en mal estado déjalo ir, lo puedes donar si aún le sirve a alguien más, o llevar a reciclar a H&M y te darán 15% de descuento en tu próxima compra.

70% vs 30%

Enfócate en que el 70% de tu clóset sea funcional, y que sólo el 30% sean prendas statement. Ésta es la fórmula del éxito, aseguras que la mayor parte de tu ropa te sirva, te sea útil en el día a día, y que tengas menos prendas de esas que son para agregar un toque diferente a tus looks, que seguramente utilizarás menos, para salir u ocasiones especiales.

Estilo de vida primero

Compra ropa, accesorios y zapatos pensando primero en tu verdadero estilo de vida. Si sueles caminar en lugar de usar coche, busca que tu clóset tenga más zapatos cómodos que zapatos imposibles; si sueles pasar todo el día sentada en la oficina busca ropa cómoda de la cintura, en lugar de prendas súper ceñidas. La comodidad no necesariamente significa pérdida de estilo, hay que saber en qué situaciones vale la pena optar por prendas funcionales, y cuando nos podemos dar el lujo o gusto de andar con ropa súper incómoda con la que lucimos divinas.

Documentar para repetir

Tomarle fotos a los outfits que vas armando y te encantan es una genial idea, para conocerte mejor y para que siempre recuerdes tus combinaciones más cool. Hay días en los que por arte de magia, mi cabeza encuentra una nueva forma de combinar esa blusa que me he puesto 800 veces, así que le tomo foto para no olvidarla, y evitar la próxima vez caer en mi fórmula más aplicada. ¡Así voy conociendo más mi propio estilo!

Esa

Digital Content Planner para marcas de belleza y lujo. Cofundadora y Editor en jefe de Fashion Blog México. Mi especialidad son los proyectos DIY, los tips de moda y tutoriales de belleza paso a paso.

1 Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.